Reportajes

Don Rolando: “No robaría jamás. Soy honrado y fui educado para no dañar a nadie”

Don-Rolando-RadioHouse

Cuando toca agradecer a Dios por las cosas buenas que tenes en tu vida: Que se haga a solas, levantando los brazos, señalando con ambos índices, viendo el azul celeste del cielo y diciendo: ¡Gracias por tanto!.

Eso he aprendido en el tiempo que tengo de estar en RadioHouse. Cuando mi amigo Oscar Flores nos dice: “Chavos, abran los ojos y estén pendiente de su entorno en la calle”, lo tomé en serio. Ahora cada persona que para los demás pasa desapercibida, para mí, se convierte en una historia interesante que contar. Mostrando el lado más vulnerable del país y sobre todo, la mayoría que representan las personas de escasos recursos.

Me encontré a Don Rolando y esto fue lo que me contó en esta entrevista:

 ¿Cómo se llama maestro?

Rolando. ¡Mucho Gusto!

¿A qué se dedica?

Reciclo. Ando recogiendo material en buen estado para poder venderlo. Plástico, cartón y aluminio.

¿Hace cuánto se dedica a reciclar?

Hace como cinco años.

¿Por qué se empezó a dedicar a reciclar material?

Mire, antes era jornalero en una empresa, no le voy a decir el nombre, cargaba bultos. Pero, tuve un accidente. Me caí y me quebré la clavícula, tengo como 7 clavos.

Por eso me despidieron y la empresa nunca pago nada compa. A mí me tocó hacerme cargo.

¿Dónde vive?

En Los Profesores. Ando caminando por todos lados, rebuscándome para conseguir bastante material.

¿Qué hace con estos botes, cartones y latas que anda aquí en esta bolsa?

Los vendo para mantener a mi familia.

¿Cuánto hace en una venta buena al día?

De 100 a 200 Lempiras.

¿Qué hace con ese dinero?

Compramos comida.

¿Tiene vicios?

Ninguno, soy un hombre de Dios.

¿Cuántos años tienen sus hijos?

Tengo una de 15, una de 11 y uno de 8.

¿Estudian sus niñas?

Sí, trabajo para sacarlas adelante. Están en colegio y escuela.

¿Su señora trabaja?

Muele tortillas. Con eso nos ayudamos para los gastos de la casa.

¿Por qué decidió hacer este trabajo honrado en lugar de escoger un puñal y una pistola para andar asaltando?

Cuando uno es honrado y fue educado para no dañar a nadie, se puede ganar la vida honestamente, aunque sea buscando material, recogiéndolo y vendiéndolo.

¿Qué mensaje deja esto?

Pues es un ejemplo para mis hijos. Con trabajo honrado y dedicación, podemos salir adelante sin molestar a nadie quitándole sus cosas de valor. Con este trabajo salimos adelante, les doy el estudio, comida, lo poco que puedo, pero se los doy.

¿Cree en Dios?

¡Claro! El que no cree en Dios no está en nada. Me da pesar porque antes iba a la iglesia, pero, por el trabajo dejé de ir. Pero sé que mi Dios me acompaña siempre.

Las historias son muy parecidas, el hondureño quiere trabajar y salir adelante, de manera honrada, honesta. No queda más que hacer la diferencia para que personas como Don Rolando y su familia tengan un mejor futuro, lleno de oportunidades.

“Como no me dejo deslumbrar por falsos brillos, admiro a quien realmente tiene que ser admirado”.

/* ]]> */