La Opinión Titulares

Morazán, la película, se llevó mis aplausos y mi corazón

Morazán, la pelicula

Al final casi lloro. Con eso les digo todo.Y así comienzo mi opinión sobre la película de Morazán dirigida por Hispano Durón, que se estrenó a los medios de comunicación este lunes 11 de septiembre…

(Por si me vuelven a preguntar que cuándo vi un estreno).

Honestamente superó al 100% la idea que me había formado luego de ver las entrevistas y los avances; Morazán es de esas películas que le salvan el año, cinematográficamente hablando, a un país.

Esta, junto a Un lugar en el Caribe, se llevan todos mis aplausos hasta ahora en lo que respecta al cine nacional…

Ojo, que es solo la opinión de un ESPECTADOR de cine y no un conocedor profesional como muchos se hacen pasar.

Me gustó mucho, supieron manejar muy bien la trama de la historia, la cual se desarrolla en las últimas 48 horas de vida del general Morazán.

La calidad de vídeo no es la de Hollywood, ya que tienen sus cosas extrañas, pero sin duda se notó que se pulieron trabajando en la edición, ya que durante la premier no se trabó en ningún momento -en otras películas lo hizo-.

Eso quiere decir que no hicieron un trabajo a la carrera y la presentaron cuando estaba totalmente lista.

La producción musical también se lleva mis aplausos en esta “movie”, ya que la música hace que te conectés de una manera sentimental a la historia.

Las actuaciones fueron muy importante para el éxito; buenas, relajadas, en su mayoría no se vieron forzadas. A mi gusto pasaron la prueba.

El tema de la escenografía no fue espectacular, pero supieron utilizar lo poco que tenían y lograron ambientar todas las localidades donde se grabó la película (Nacaome, Cedros, Tegucigalpa, etcétera) y crear algo bueno.

Simple pero funcional.

Pudieron hacer sentir que estaban en la Costa Rica de hace muchos años, ya que allí se desarrolla toda la historia.

Morazán captó mi atención de principio a fin, fue entretenida, historia, educativa…

¡Lo hicieron muy bien! Pero al final, son ustedes los que se forman su propia opinión, vayan al cine a verla como siempre les digo y me cuentan qué les pareció.